El Gobierno de la Ciudad de México desató la polémica este lunes al colocar como adorno patrio un Escudo Nacional diferente al de la actual Bandera de México y muy similar al de Morena, partido de la jefa de Gobierno y del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Con motivo de los festejos patrios en septiembre, las autoridades capitalinas colocaron diversos adornos en los edificios gubernamentales en el Zócalo.

En el Edificio de Gobierno de la CDMX se colocó una enorme águila devorando una serpiente y parada de frente sobre un nopal, que a diferencia del ave de la Bandera Nacional, muestra las alas extendidas y la cabeza hacia el lado izquierdo.

Su semejanza con el escudo de Morena llevó a cientos de internautas a manifestarse en contra y a cuestionarse si se trataba de un acto de proselitismo a favor del partido en el poder.

En lo que respecta a la ley, la Ley sobre el escudo, la bandera y el himno nacionales dicta en su Capítulo Tercero, Artículo 5to, que toda la reproducción del Escudo Nacional deberá corresponder fielmente al modelo de la Bandera Nacional (Artículo 2) y “no podrá variarse o alterarse bajo ninguna circunstancia“.