• Albarrán Mendoza, destacó negociación y debate político constructivo de Senadores priistas
Esteban Albarrán Mendoza

Por Guillermo Pimentel Balderas

El Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el estado de Guerrero aseguró que la aprobación del proyecto legislativo que da luz verde a la creación de la Guardia Nacional con un mando civil, es un acuerdo sin precedentes en la historia nacional.

El presidente del tricolor en esta entidad, Esteban Albarrán Mendoza, dijo que hay que destacar el peso que tuvieron en el debate y la negociación política, los argumentos de los senadores priistas y de otras bancadas opositoras para cerrar el paso a un mando militar de este cuerpo de seguridad.

Calificó a la oposición como razonada y propositiva y que abona al proyecto nacional, sin regateo alguno.

Indicó que los 127 votos logrados para la aprobación de este proyecto en el Senado de la República, demuestran que más allá del mayoriteo, la bancada de MORENA comprendió que era necesario concertar, buscar acuerdos y promover el apoyo de legisladores de todas las fracciones políticas, pues se trata de un acuerdo a favor de los mexicanos.

Esteban Albarrán -ex senador tricolor-, aseguró que este es un gran paso en la agenda política nacional, pues con este acuerdo, los mexicanos contaremos con un órgano que garantice en forma irrestricta la seguridad interior y cuidando el respeto a los derechos humanos.

El dirigente del PRI estatal hizo un reconocimiento a los senadores priistas por su labor en pro de una Guardia Nacional con mando civil, que hoy fue aprobada por unanimidad en el Senado de la República, y que dijo, ofrece garantías y permitirá que, tanto elementos del Ejército Mexicano y la Armada de México, se retiren en forma gradual de las tareas de seguridad pública y puedan finalmente, regresar a sus bases.

Para el Partido Revolucionario Institucional, la Guardia Nacional con carácter civil es un logro impulsado por su bancada y avalado por el resto de las fuerzas políticas, subrayó el dirigente estatal del PRI, pues también es una contribución a mejorar a las policías locales y a avanzar en la profesionalización de los cuerpos de seguridad, estatales y municipales.

Albarrán Mendoza expresó su reconocimiento a la dirigente nacional de su partido, la senadora Claudia Ruiz Massieu, quien declaró, luego de la aprobación de este proyecto por unanimidad, que esta decisión puede representar el inicio de una nueva etapa de acuerdos en el Senado de la República. También, destacó la participación activa del gobernador Héctor Astudillo Flores, en las tareas del análisis sobre el tema.

La visión social de largo alcance del priismo apoya esta propuesta, añadió el Albarrán Mendoza, y se materializa en su oposición a militarizar a este órgano de seguridad.

Puntualizó que un proyecto como éste, salvaguarda el federalismo y fortalece las acciones de seguridad en los estados y municipios al respaldar a las policías locales bajo un esquema de corresponsabilidad.

Por último, Esteban Albarrán, al destacar que el PRI ha asumido con madurez y responsabilidad histórica su papel como oposición, se mostró complacido por la labor de sus compañeros de partido, pues al apoyar este dictamen, están promoviendo que la Guardia Nacional sea integrada por elementos de las policías federal, militar y naval y que será un cuerpo de seguridad desmilitarizado, adscrito a la Secretaría de Seguridad Pública y Participación Ciudadana, sujeto a controles democráticos por parte del Senado de la República.