La Casa Blanca y líderes del Senado de ambos partidos alcanzaron un acuerdo sobre un enorme rescate de 2 billones de dólares que asista a trabajadores, empresas y un sistema sanitario presionado por el creciente brote de coronavirus.

El Senado prevé votar este miércoles por la tarde el pacto. La Cámara de Representantes, sin embargo, se encontraba en un receso, pero su líder, la demócrata Nancy Pelosi, aseguró que harían lo posible para que avanzara la iniciativa.

El paquete, que se necesitaba con urgencia, es el mayor rescate económico de la historia de Estados Unidos y pretende hacer de paracaídas durante semanas o meses ante una pandemia que empuja la economía hacia la recesión y podría cobrarse un alto precio entre la población.

El asesor de la Casa Blanca Eric Ueland anunció el acuerdo en un pasillo del Capitolio poco después de la medianoche del martes, tras días de intensos regateos y enorme presión.