La amenaza del cambio climático afecta también a los árboles urbanos. Un estudio que analizó 164 ciudades indica que el 56 por ciento de las especies experimenta condiciones que superan sus márgenes de seguridad de temperatura media anual y el 65 por ciento para las precipitaciones.

La investigación que firman expertos australianos y franceses y que publica hoy Nature Climate Change examinó tres mil 129 especies de árboles y arbustos en 164 ciudades de 78 países.

El equipo también realizó con modelos escenarios para 2050, cuando la proporción de especies en riesgo se prevé que sea del 76 por ciento y el 70 por ciento respecto a temperaturas medias y precipitaciones anuales, respectivamente.

El autor principal del estudio, Manuel Esperón-Rodríguez, de la Universidad de Sidney Occidental (Australia), precisó a Efe que “no quiere decir que esas especies vayan a morir”.

Lo que pronostican es que “podrían estar experimentando condiciones climáticas estresantes que pueden afectar su salud y desempeño, lo que pone pone en riesgo la provisión de los múltiples beneficios y servicios que proveen los bosques urbanos”.