Héctor Bárcenas / @porahisinrumbo

Chamacos normalistas fueron balaceados, cuentan que se manifestaban en contra de una disque disminución a las matrículas del estado, lo cierto es que no se detuvieron en un retén y se ganaron unos plomazos, dos personas recibieron unos rozones. “Postal Michoacán, 28 de abril 2020”

Alumnos de una normal en Tiripetío fueron atropellados por policías. Los uniformados solo querían acabar con el borlote. Los malandros normalistas boteaban y hacían caos deteniendo autobuses de pasajeros, bloqueaban el paso, había que dejarles ir la lámina. La cosa acabó con varios heridos. Seguramente los muchachos no asistieron a la marcha conmemorativa ni al foro que tenían planeado. “Postal Michoacán, 11 de septiembre 2020.

Normalistas de Ayotzinapa arman todo un show de violencia en las oficinas del Congreso de Guerrero, piden a gritos videos de cámaras de seguridad del inmueble, siguen emberrinchados por unas desapariciones forzadas a compañeros hace 6 años. “Postal Guerrero, 22 de septiembre 2020”

Maestros chillones demandan pagos atrasados, no entienden nada de la procrastinación gubernamental, andan cruzando camiones en carreteras, quemando llantas y entorpeciendo los rigurosos itinerarios comerciales. “Postal Chiapas, 24 de septiembre 2020”

Normalistas iracundos marchan para demandar que se libere a un profesor detenido el pasado 29 de junio del 2020, según la señora justicia, andaba de delincuente. Dicen los manifestantes que lo privaron de su libertad durante una revuelta en la que exigían plazas y una audiencia con el mister president. “Postal Michoacán, 25 de septiembre 2020”

Las escuelas normales producen postales inconvenientes para la paz y la prosperidad del país. La actual administración trabaja en un diseño de país para acabar con esta violencia producida por niños criticones y pedinches. Ya basta de griteríos, quejas y demandas. Ya estuvo suave de chiquillos argüenderos que con palos y piedras van por la vida agrediendo al personal de seguridad, afectan la economía nacional y dibujan fotografías que dan mala fama a nuestro territorio.

Durante el gobierno de Peña, desaparecieron a 43, se hizo un hervidero de indignación en el país, miles y miles de mexicanos expresaron su indignación.

Díaz Ordaz, varios años atrás, masacró un dos de octubre a varios universitarios en el centro del país; sin embargo, en lo que restó de ese año y todo el que siguió, se sucedieron muertes y desapariciones de normalistas a lo largo de todo el territorio nacional. Murió un número desconocido de alumnos y se cerraron 16 normales.

El señor Andrés sabe de historia, sabe que las normales saben dar dolores de cabeza, Tiene una idea brillante; no quiere seguir el juego de sus predecesores, en lugar de desaparecer alumnos va a convertir a las normales en nuestros dinosaurios del futuro. Esas escuelas causan muchos problemas, generan espacios de pensamiento crítico, posibilitan la construcción de vínculos afectivos con la comunidad, dan lugar al diálogo y al cuestionamiento, son espacios de educación y estos, no le dejan nada bueno a México. Por fin, un presidente decidido a acabar con el problema de raíz.

Blog: Porahisinrumbo.blogspot.com / Correo electrónico: hectorbarcenashdz@gmail.com