• Alejandro Rodríguez Murillo y Francisco Xavier, aferrados al poder

Fragon 

ALGO EXTRAÑO sucede en las campañas electorales en Hidalgo. Desde su arranque, el entorno ha sido desangelado. Algunos pretextan la falta de recursos. Otros, refieren que la tibieza es por las estrategias obligadas ante el escenario del Covid-19.

Recordemos que en este estado se elegirán el próximo 6 de junio a diputados federales y diputados locales. En el escenario de la contienda electoral no hay favoritos.

Aunque la mayoría de contendientes echan mano de las redes sociales, resulta insuficiente. No les alcanza para permear en el electorado.

Lo dicho en esta columna refleja la realidad: carencias en los equipos de difusión. La respuesta es simple. En la mayoría de situaciones se debe al insoslayable desinterés o poca atención en este rubro que los políticos otorgan.

Es clásica la distinción. Los responsables de comunicación social son los menos dotados para realizar debidamente su labor. En otros sumarios, carecen del tacto con los medios de comunicación. Al final, lo más importante es la imagen del competidor. ¿Y?

Ejemplo. La semana pasada, Benjamín Rico Moreno, político de cepa, ex funcionario de múltiples dependencias municipales y estatales, hoy, candidato a diputado federal por Pachuca, participó en una entrevista en un programa difundido en plataforma digital.

El desenvolvimiento de Rico Moreno fue positivo. El oficio lo domina. Pero se vio opacado por su equipo de imagen. Durante la transmisión, al abanderado tricolor le faltó iluminación. Un escenario acorde a la altura de un buen proyecto.

Y en esta tesitura lucen la mayoría de personajes. El bendito talón de Aquiles…

VAYA que existen personajes que se aferran al “hueso” como políticamente se conoce. Ejemplificamos a Alejandro González Murillo, familiar del exgobernador, Jesús Murillo Káram. Se sabe que el ex diputado federal (con paso gris en San Lázaro) y perdedor en la contienda pasada para senador, pretendió registrarse como plurinominal por el partido Encuentro Social Hidalgo –pero- ocupando un lugar para aspirantes con discapacidad.

En este idéntico escenario está el cantante Francisco Xavier Berganza, quien buscó registrarse ahora bajo el cobijo de Morena. Finalmente, el Instituto Estatal Electoral de Hidalgo les impidió sus correspondientes inscripciones, mismas que apelarán con otro tipo de recursos. Léase el aferramiento por el “hueso” por la cota del poder a cualquier costo. Al tiempo…