• ¿Se impondrá la veteranía y la experiencia de Brady o la juventud e ímpetu de Mahomes?

Gerry Padilla  

Tom Brady, buscará en el Super Bowl LV el séptimo anillo que le dé la cima indiscutible como el mejor jugador de todos los tiempos, y es que ya está considerado como el quarterback con más victorias obtenidas en postemporada de la NFL, tan solo él ya cuenta con 10 apariciones en un Super Bowl, contando con la que va a disputar el próximo domingo, y se posiciona por encima de los Cowboys, Steelers, Broncos y los 49’ers cada uno de ellos ha jugado en ocho ocasiones el partido para disputar el trofeo “Vince Lombardi” y es que Brady, tiene un lugar asegurado en Canton Ohio, sin importar lo que pase el próximo domingo en Tampa Bay y en la culminación de su brillante carrera.

En el 2020, Brady, acumuló por la vía aérea 4 mil 633 yardas, 40 pases a las diagonales, 16 más que en su última temporada con los New England Patriots, 12 pases interceptados, para un rating de 102,2 y es que al principio de la campaña, la gerencia de los Tampa Bay Buccaneers, le armaron un equipo muy ad hoc para que pudieran ayudar a Brady en la ofensiva, sobre todo en la parte de esta línea, ya que terminó como la quinta mejor línea de la NFL, el guardia Ali Marpet, ha generado muchos espacios para que el ataque terrestre de los Buccaneers terminara con mil 519 yardas por tierra, pero pese a esto Brady llegó con muchas dudas cuando fue contratado, la afición dudó de la capacidad y talento, por culpa de su edad, que en el deporte de las “tacleadas” ya es muy longeva.

La contratación de Tom Brady vino a romper una racha de los Buccaneers de 9 temporadas perdedoras con 8 partidos o menos con victorias y la última vez que soñaron llegar al Super Bowl fue en 2008, y Tom Brady ese año, perdió la campaña por una lesión en la rodilla.

Del otro lado se encuentra Patrick Mahomes que, a pesar de contar con tan solo 25 años de edad, el quarterback de los Kansas City Chiefs, está convertido en el presente y futuro de la NFL. Mahomes enfrentará a Tom Brady y los Buccaneers con 50 pases completados para 580 yardas, subiendo su efectividad al 73 por ciento y cuatro anotaciones.

Desde la llegada de Mahomes a la NFL, son cuatro los duelos que ha tenido frente a Brady, contando temporada regular y playoffs. El saldo está dividido, ya que en los primeros dos encuentros Brady salió victorioso y Mahomes se encargó de llevarse el triunfo en los más recientes.