• No venimos por dinero, estamos aquí para proponerle al Presidente un dialogo respetuoso y propositivo, aclara

Por Guillermo Pimentel Balderas

Luego de leer el documento dirigido al Presidente Andrés Manuel López Obrador, de parte de las organizaciones del Movimiento Campesino #ElCampoEsDeTodos: UGOCP, CNPA, CIOAC JDL, CCC, UNIMOSS, CNPA MN, FPFVMSXXI, UNORCA, AFERAMICH, FAOCC, RED OSC, UCIN, UPREZ, CNCL LIMAXTUM, CONMOP y CONSUC, que se concentraron en la Puerta Mariana de Palacio Nacional, el líder de la Central Campesina Cardenista –CCC-, diputado Max Correa Hernández, dijo, en entrevista, que este movimiento no busca solicitarle dinero al Presidente, sino más bien gestionar un dialogo circular para platicar sobre la apreciación que tienen de lo que está pasando en el sector agrario y en el sector agropecuario del gobierno.

El legislador mexiquense, enfatizó: “Venimos a solicitarle al presidente un dialogo circular y la necesidad de lograr acuerdos para ponerle las cosas que hacen falta a la política pública que el Presidente despliega.

Reconocemos y estamos a favor de lo que él ya está ateniendo a lo que son los compañeros campesinos minifundistas, pero ahora entendemos que hace falta otra cosa”, apuntó.

Insistió en que no vienen a pedir presupuesto, sino a demandar, entre otros puntos, una abolición a la reforma al artículo 27 Constitucional, que reconozca los derechos que les quitó el neoliberalismo y que, a partir de esa nueva reforma, se construya un andamiaje institucional y políticas públicas en la 4T con presupuestos suficientes.

“Sobre eso queremos dialogar con el presidente”, afirmó el dirigente campesino y diputado mexiquense.

Agregó que con esta reforma los beneficios que tendrían los campesinos, para empezar, sería el derecho a la tierra, al agua que ya se las han quitado, pero sobre todo poder afectar los latifundios existentes, inclusive, los nuevos que se han generado con lavadores de dinero, con ex políticos, que se han apoderado y apropiado de nuestras tierras, y también podríamos afectar los viejos latifundios que quedaron y están todavía ahí sin afectación, refirió.

Max Correa, explicó que lo que plantean no es más presupuesto, porque “no venimos por dinero, para nuestras organizaciones o nuestra gente, venimos a proponerle al presidente un dialogo, respetuoso, propositivo, y a respaldar las buenas decisiones que él está tomando, pero también a señalarse lo que hace falta y a proponérselo de una manera repito, respetuosa y viable”.

El legislador mexiquense lamento que fueron 30 años de abandono del campo hasta que llega López Obrador y empieza a hacer una dispersión previa al sector agrícola de apoyo directos sin intermediarios que, está bien, pero consideró que hace falta recuperar toda la infraestructura de apoyo al campo con inversión pública productiva, como son la investigación; es decir, los centros de investigación están abandonados. Además, no hay asistencia técnica para generarle valor agregado a lo que ya vamos a poder producir.

“Y, ese maíz o ese frijol, por ejemplo –precisó-, envasarlo o sea agregarle valor haciéndolos harina, y poder suministrar ms que maíz a granel ya con un valor agregado en los mercados nacionales.

Nosotros siempre hemos navegado contra corriente, y en nuestra carta, señala un texto del Presidente Lázaro Cárdenas Del Río, que no basta con la buena voluntad de los gobernantes ni con los mandamientos en las leyes, sino que es necesaria la organización en ese caso campesina, para vencer inercias, y resistencias que vienen del neoliberalismo, que el presidente las está enfrentando, pero nosotros no venimos a ser resistentes al cambio, venimos a impulsar al cambio, pero también a darle un contenido y un rumbo”, resaltó.

Max Correa, aclaró que a esta concentración vino una delegación de dirigentes, de ejidos regionales y estatales, de cada entidad del país, y aclaró que no es una movilización masiva, sino de representantes, de éstas organizaciones que integran #ElCampoEsDeTodos, de todo el país.