La historia de las luchas por el poder, y en consecuencia las condiciones

reales de su ejercicio y de su sostenimiento,

sigue estando casi totalmente oculta.

El saber no entra en ello: eso no debe saberse.

Michel Foucault

Arturo Suárez Ramírez / @arturosuarez

Estimado lector, muchas gracias por su tiempo. No es pesimismo, pero como dijo el clásico, “lo que se ve no se pregunta” y las cosas verdaderamente no marchan bien el país, la inseguridad consume a la mayoría de los estados, crisis en derechos humanos y migración, desabasto de medicamentos, no hay crecimiento y si poca inversión. Eso sí, todos los días nos recetan que vamos bien, que hay rumbo, que no son iguales a las administraciones anteriores.

Pero cada día la llamada Cuarta Transformación se parece más a los mejores-peores viejos tiempos del PRI, el desencanto llega todos los días a quienes depositaron su confianza en López Obrador, quien, dicho sea de paso, gobierna para un grupo de más o menos 30 millones, esos que tiene el perfil y que él piensa le darán continuidad a su proyecto en futuras elecciones.

Pero no creer o estar desencantado de la 4T, no te hace partidario de los priistas que con su obscena corrupción abrieron la puerta para lo que somos hoy, o en los panistas y sus 12 años de terror y violencia que no puede resolverse en un instante porque el daño es muy profundo, menos en el bodrio que se llama México Libre de Felipe Calderón y Margarita Zavala que se representan ellos y a un grupo que se aferra a regresar al poder, de los otros partiditos ni hablamos, solamente en su fantasiosa mente creen que hicieron bien las cosas.

Porque no hay oposición seria, la 4T nos receta todos los días una sarta de ocurrencias, que se nota que las fabrican sobre las rodillas, distrayendo y aplicando la “caja china” -al que se deja claro está-, de los problemas verdaderamente importantes del país. Así nos lanzaron la rifa del avión presidencial, nadie que no sea un magnate podría sostener los gastos de la aeronave, total que el afortunado ganador nunca será dueño del aparato. ¿Entonces?

Luego la posibilidad de cancelar los llamados puentes o “fines de semana largos” que sirven para que las familias viajen y se active el turismo nacional, a ese rubro al que la violencia ha puesto en jaque y del que desentienden miles de trabajadores. Por eso los secretarios de turismo se han inconformado. Al final es probable que la propuesta no se realice, pero ¿Un presidente, un hombre de Estado, un estadista y demócrata como López Obrador esta para tales dislates? ¿No hay otros problemas verdaderamente serios que atender?

Y no es que el presidente guarde silencio o no ejerza su derecho de réplica y critica, pero decir que un diablito le habla al oído resulta francamente kafkiano, una burla para los que no comulgan con sus formas. Pero no habrá que esperar tanto para ver los resultados de la 4T, porque la realidad nos mostrará si es o no un gobernante de resultados.

Aguas con lo que le dice el diablito señor presidente.

Entre Palabras

Las cosas en Notimex siguen fuera de control, el descontento avanza contra su titular y la huelga está en puerta, probablemente no estalle, pero de que la presión sube es innegable, ahí pueden estar los primeros movimientos de este año de la 4T.

Escríbeme tus comentarios al correo electrónico suartu@gmail.com sígueme en la cuenta de Instagram @arturosuarez_.

Muchas gracias y hasta la próxima.