En tres acciones distintas, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) aseguró más de tres toneladas de droga.

Personal militar ubicado en el municipio de Loreto, Baja California Sur, decomisó alrededor de 105 kilos de metanfetamina.

Al efectuar una revisión de rutina a un autobús de transporte de pasajeros con destino a Tijuana, un binomio canino marcó positivo en unas cajas de cartón.

La droga yacía oculta en 432 latas selladas y etiquetadas como comida.

En una segunda acción, personal castrense en coordinación con la Policía Estatal de Sinaloa intervino un tractocamión.