Estudiantes dejan de asistir a clases ante la falta de electricidad.

La senadora María Guadalupe Murguía Gutiérrez, del PAN, propuso establecer que la Secretaría de Educación Pública, en coordinación con la de Hacienda y Crédito Público, consideren recursos para cubrir el costo de la energía eléctrica que consuman todas las escuelas públicas de la educación básica.

Consideró urgente garantizar servicios eléctricos, ya que en escuelas de Veracruz, Oaxaca, Estado de México, Puebla, Guerrero, Yucatán, Hidalgo, Quintana Roo, Coahuila, Tabasco y Chiapas, los alumnos dejaron de asistir a clases por falta de ese suministro.

Señaló que los cortes de luz, la falta de la iluminación adecuada, de electricidad para accionar computadoras, bombas de agua y otras máquinas que sirven como material didáctico, e incluso, la falta de electricidad para encender las bombas de agua, provocan una educación deficiente.

La senadora Murguía Gutiérrez subrayó la urgencia de que los alumnos reciban sus clases en instalaciones equipadas con electricidad. Es indispensable para encender las computadoras, para el uso de baños. También, para que el personal administrativo realice sus actividades.

La iniciativa que adiciona una fracción XIX al artículo 38, recorriendo la subsecuente de la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal fue turnada a las comisiones unidas de Estudios Legislativos, Segunda, de la Cámara de Senadores.