• Gobierno actual hace el trabajo sucio de Trump en materia de migración

Miguel A. Rocha Valencia

Esta vez discrepo del ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, quien considera que el de López, podría ser un sexenio perdido.

Lamentablemente los números, actitudes y análisis, revelan que la presente administración podría meter a México en un hoyo del cual se tardará mucho años en salir en lo económico, social, desarrollo y crecimiento.
Como va, el sexenio actual no será perdido, sino de un gran daño para los mexicanos en todos sentidos. Suena a redundancia, pero hay que subrayarlo.

En lo demás, estamos de acuerdo con Cárdenas, especialmente en que López no representa a la izquierda mexicana; que se ha subordinado a los caprichos de Estados Unidos y que sometido, le hace el trabajo sucio a Donald Trump en materia de migración.

Igual coincidimos en que en no existen objetivos ni formas de resolver los problemas del país; ni siquiera una reforma fiscal en serio para establecer mecanismos y porcentajes de recaudación que corresponden al gobierno federal, los estados y municipios donde hay desequilibrios profundos.

En la entrevista para El País, Cárdenas Solórzano fue puntual al señalar que no ve en Morena a la izquierda de México; no conozco cuáles son sus propuestas para elevar el crecimiento económico o para hacerlo sostenido y a largo plazo.

Cárdenas dijo desconocer propuestas respecto a política exterior ni para reducir la desigualdad. “No sé dónde esté Morena desde el punto de vista ideológico”.

Pero, lo peor fue cuando el michoacano contraviene al tabasqueño por llamarse a sí mismo cardenista.
Lo que yo llamaría cardenismo, sería una lucha permanente por el rescate, ampliación y ejercicio efectivo de la soberanía del país, por la elevación de los niveles de vida de la gente, por una política internacional que buscase la equidad en las relaciones. NO lo veo.

Y para apuntar que López no alcanza ni con mucho estatura de estadista, Cárdenas Solórzano apuntó: “no veo que nadie esté al mismo nivel que los personajes que aparecen en el emblema de Morena: Hidalgo, Morelos, Juárez y Lázaro Cárdenas.

Así pues y a nivel internacional el exgobernador de Michoacán, puso en su lugar político y en el contexto de la historia a quien hoy gobierna el país.